Una empresa positiva


Una empresa positiva siempre será una empresa productiva.

Es una realidad que hablar de empresas positivas es reconocer que sus colaboradores generan grandes resultados y que sus emociones, propósitos y motivación, inciden directamente en todo aquello que obtiene la organización; es una relación recíproca entre empresa y colaborador.

De hecho, hay estudios que aseguran que los trabajadores felices son 80% más productivos. Al final, ¿quién gana con esta situación? ¡Ganamos todos!

Por esto he enumerado las características de una organización positiva y de su personal, ya que,  creo  que es importante que las tengamos en cuenta en GC1 para siempre buscar una mejora continua que nos lleve poco a poco a la excelencia.