Hábitos de personas exitosas

Califica esta frase

Hábitos de personas exitosas:

1. No crean planes de respaldo.
Un back-up plan puede ayudarte a dormir mejor por la noche.
También puede crear una salida fácil cuando los tiempos se ponen difíciles.
Vas a trabajar mucho más duro y mas si tu plan primario simplemente tiene que funcionar, porque no hay otra opción.
El compromiso total – sin red de seguridad -, te impulsa a trabajar más duro de lo que nunca imaginaste posible.
Si de alguna manera lo peor sucede (y «peor» nunca es tan malo como piensas), ten la confianza que vas a encontrar una manera de recuperarte.
Mientras sigas trabajando duro y sigas aprendiendo de tus errores.
2. Ellos hacen el trabajo.
Puede ser bueno con un poco de esfuerzo.
Pero puede ser realmente bueno, con un poco más de esfuerzo.
No se puede ser grande – en nada – a menos que pongas una increíble cantidad de esfuerzo concentrado.
Raspa la superficie de cualquier persona con habilidades superiores y encontrarás una persona que ha puesto miles de horas de esfuerzo en el desarrollo de esas habilidades.
No hay atajos.
No hay éxitos durante la noche.
Todo el mundo ha oído hablar del principio de las 10,000 horas, pero casi nadie lo sigue … excepto las personas muy exitosas.
Así que empieza a hacer el trabajo ahora.
El tiempo se está perdiendo.
3. … Y trabajar mucho más.
Cada empresario muy exitoso que conozco trabaja más horas que la persona promedio – mucho más.
Tienen una larga lista de cosas que quieren hacer.
Así que tienen que poner un montón de tiempo en ello.
Si no trabajas tanto, que otros considerarían una locura, entonces tu meta no significa tanto para ti – o no es particularmente difícil de lograr.
No tendrías un éxito notable.
4. Evitan las multitudes.
La sabiduría convencional produce resultados convencionales.
Unirse a la multitud – no importa que tan de moda o «caliente» sea la oportunidad – es una receta para la mediocridad.
Gente con notable éxito habitualmente hacen lo que otros no quieren hacer.
Ellos van donde otros no van porque hay una competencia mucho menor y una mayor posibilidad de éxito.
5. Empiezan al final …
Éxito promedio se basa a menudo en el establecimiento de metas promedio.
Decide lo que realmente quieres: ser el mejor, el más rápido, el más barato, el más grande, lo que sea.
El objetivo del final.
Decide dónde quieres terminar.
Esa es tu meta.
Entonces trabaja hacia atrás y diseña cada paso en el camino.
Nunca arranques pequeño, en cuanto a metas se refiere.
Vas a tomar mejores decisiones – y te resultara mucho más fácil trabajar más duro – cuando tu objetivo final es grande.
6. … y no se detienen ahí.
El logro de una meta – no importa lo grande – no es la meta para las personas altamente exitosas.
El logro de una meta enorme sólo crea una plataforma de lanzamiento para alcanzar otra meta enorme.
Tal vez quieres crear un negocio de $ 100 millones, una vez que lo hagas, puedes aprovechar tus contactos e influencias para crear una fundación benéfica.
Luego, tu éxito empresarial y humanitario puede crear una plataforma para hablar, escribir, y enseñar liderazgo .
Entonces …
El proceso de convertirte en un éxito notable en un campo te dará las habilidades y la red para ser un éxito notable en otros campos.
Cabe destacar que las personas exitosas no tratan de ganar una sola carrera.
Ellos esperan y planean ganar varias carreras posteriores.
7. Ellos venden.
Una vez pregunté a un número de empresarios y directores generales que nombraran la única habilidad que sentían más contribuyó a su éxito.
Cada uno dijo que la capacidad de vender.
Tenga en cuenta que venta no es manipular, presionar o engatusar.
La venta es explicar la lógica y los beneficios de una decisión.
Vender es convencer a otras personas para trabajar contigo.
La venta es la superación de las objeciones.
La venta es la base del negocio y del éxito personal: saber negociar, hacer frente a un «no», mantener la confianza y la autoestima frente al rechazo, comunicarse eficazmente con una amplia gama de personas, construir relaciones de largo plazo…
Cuando realmente crees en tu idea, o empresa, o en ti mismo, entonces no es necesario que tengas un ego enorme o una gran personalidad.
No tienes que «venderte».
Sólo necesitas comunicarte.
8. Nunca son demasiado orgullosos.
Para admitir que cometieron un error.
Decir que lo sienten.
Tener grandes sueños.
Admitir que deben su éxito a los demás.
Para reírse de sí mismos.
Para solicitar ayuda.
Para fallar.
Y para volver a intentarlo.

El sentido de tu vida

Califica esta frase

El sentido de tu vida =
Lo que haces bien +
lo que te gusta hacer +
lo que te pagan por hacer +
lo que haces por los demás
El sentido de tu vida = Pasión + profesión + vocación + misión
  • Pasión: Lo que haces bien + lo que te gusta hacer
  • Profesión: Lo que haces bien + lo que te pagan por hacer
  • Vocación: Lo que te pagan + lo que haces por los demás
  • Misión: Lo que haces por los demás + lo que te gusta hacer
Puedes tener satisfacción en tu trabajo pero sentirte poco útil
Te falta hacer algo por los demás
Puedes estar contento y satisfecho pero no tener suficientes ingresos
Te falta hacer algo por lo que te paguen bien
Puedes estar confortable, pero vacío
Te falta hacer algo que te guste y ayude a los demás
Puedes estar entusiasmado y complacido pero insatisfecho
Te falta hacer algo en lo que seas bueno y te guste

La inteligencia

1 (20%) 1 vote

La inteligencia, sin amor, te hace perverso. 
La justicia, sin amor, te hace implacable. 
La diplomacia, sin amor, te hace hipócrita. 
El éxito, sin amor, te hace arrogante. 
La riqueza, sin amor, te hace avaricioso. 
La docilidad, sin amor, te hace servil. 
La pobreza, sin amor, te hace orgulloso. 
La belleza, sin amor, te hace ridículo. 
La autoridad, sin amor, te hace tirano. 
El trabajo, sin amor, te hace esclavo. 

Puntos claves

Califica esta frase

Puntos claves:

  1. Inicia por la primera impresión, tu persona, tu sitio, tu tienda, la imagen de tu negocio. Ahí puedes perder a la mayor cantidad de clientes.
  2. Se agradable, busca caer bien, con sinceridad, sin rollos, sin exageraciones.
  3. Viste conforme a tu estilo y a la ocasión.
  4. Da tu primero, la bienvenida, el saludo, las gracias, una sonrisa, un obsequio, folleto, información, etc.
  5. Se honesto, no engañes, ni mientas, ni ocultes. Di solo la verdad. Nada falso. Todo comprobable.
  6. Tu causa (lo que vendes) debe ser:
    1. Profunda: Muchas características importantes.
    2. Inteligente: Soluciona problemas de modo novedoso.
    3. Benéfica: Para el cliente tiene buenas ventajas y beneficios.
    4. Completa: Soporte, apoyo, servicios adicionales, etc.
    5. Funcional: Fácil de usar o comprar.
  7. Ten solo empleados contentos. Solo estos atraen clientes, los demás los repelen.
  8. Todos los clientes son diferentes que tu, acéptalos y disfrútalos.
  9. No sofoques con tus valores y opiniones.
  10. Descubre intereses comunes, gustos, deportes, películas, etc.
  11. Busca que todos ganen, el, tu, su empresa y la tuya.
  12. Evita decir no, solo di si. Si se puede.
  13. Se transparente y revela tus intereses e intenciones.
  14. Tu mensaje debe ser simple, breve y entendible.
  15. Deja al cliente que pruebe tu producto.
  16. Pide a los clientes que te hagan el favor de apoyar tu producto y hablar bien de el.
  17. Tus clientes le hacen mas caso a sus amigos que a ti, que a los técnicos y que a los eruditos.
  18. Entiende los porqués de los rechazos y busca las respuestas apropiadas.
  19. Menciona y muestra que otros clientes están muy contentos con tu producto.
  20. Tu oferta debe verse exclusiva para tu cliente, el tiene la oportunidad antes que muchos otros.
  21. Los números no convencen, usa imágenes y comentarios de clientes.
  22. Las personas se resisten con frecuencia a todo lo que vale la pena.
  23. Ofrece reciprocidad, recomendar, hablar bien de su negocio, comprarle, etc.
  24. Crea la comunidad alrededor de tu causa, usuarios, consultores, aliados.
  25. Usa la tecnología para empujar y lograr respuestas masivamente.
  26. Genera drama: Casos, anécdotas, comentarios, videos, fotos, graficas.

No abarrotes tu sitio, usa mensajes breves y simples, y armonía en todo.

Inteligencia emocional

Califica esta frase

Por lo general, se cree que los factores del éxito de una persona son la educación, la experiencia y la inteligencia, pero, hay otro factor mucho más importante.

Con frecuencia vemos a personas brillantes pasando trabajo, mientras que las personas menos «agraciadas» florecen. Dicho factor es la inteligencia emocional.

Y se está convirtiendo en la habilidad más buscada en el mundo laboral. El presente tiene la finalidad de enseñarnos a desarrollar nuestra inteligencia emocional.

Iremos más allá de saber nuestro coeficiente emocional (CE) y aprenderemos una serie de estrategias que nos permitirán aumentar nuestra inteligencia emocional.

Sólo 36% de las personas son capaces de identificar sus emociones.

Esto quiere decir que dos tercios de nosotros nos dejamos llevar por las emociones y no sabemos usarlas en beneficio propio.

Identificar y entender nuestras emociones no es algo que aprendemos en la escuela.

Cuando entramos a la fuerza laboral, sabemos leer, escribir, etc.,

Pero carecemos de los instrumentos necesarios para controlar nuestras emociones.

Dado que nuestro cerebro está programado para hacernos criaturas emocionales, nuestra primera reacción ante los eventos es siempre emocional. No tenemos control sobre esta parte del proceso.

Pero podemos controlar los pensamientos que surgen tras las emociones, así como nuestra reacción ante las mismas.

Nuestra reacción ante estos eventos viene determinada por nuestra historia personal.

A medida que desarrollemos nuestras habilidades emocionales, aprenderemos a identificar los disparadores y a habituarnos a responder de ciertas maneras.

La inteligencia emocional es nuestra habilidad de entender las emociones en nosotros mismos y en los demás,

Y aprovecharlo para cambiar nuestro comportamiento y nuestra manera de relacionarnos.

La inteligencia cognitiva, el CI, no es flexible. Nuestra inteligencia es la misma desde que nacemos. No nos volvemos más inteligentes por saber más. En cambio, sí es posible desarrollar nuestro CE.

¿Qué tan importante es el CE para tener éxito profesional?

Muy importante, aporta destrezas tales como la gerencia del tiempo, la capacidad de tomar decisiones y nuestras habilidades comunicacionales.

El CE es el fundamento de una serie de habilidades esenciales.

Tiene repercusiones en casi todo lo que hacemos y decimos.

El CE es el único indicador que permite realmente determinar si alguien será exitoso o no.

Estudios señalan que 90% de la gente exitosa tiene un alto CE.

Podemos tener éxito sin ser emocionalmente exitosos, pero las probabilidades son muy bajas.

La relación entre ingresos y CE es tan directa que cada punto que aumenta nuestro CE, significa un aumento de 1,300 dls anuales.

La Inteligencia Emocional comprende cuatro habilidades fundamentales:

– Autoconciencia (self-awareness)

– Autogestión (self-management)

– Conciencia social (social awareness)

– Gestión de relaciones (relationship management)

Las primeras dos, tratan de uno. Las segundas dos, tienen que ver con cómo uno se relaciona con los demás. Al aplicar las estrategias siguientes, prepararemos nuestro cerebro para seguir el mismo recorrido ante ciertas circunstancias.

Pero es importante que las repitamos con frecuencia para hacerlas hábitos.

El trabajo

Califica esta frase

  • El trabajo aleja de nosotros 3 grandes males: el aburrimiento, el vicio y la necesidad.
  • Un hombre inteligente contrata gente más inteligente que él.
  • La recompensa del trabajo bien hecho es la oportunidad de hacer más trabajo bien hecho.
  • El trabajo pesado es por lo general la acumulación de tareas livianas que no se hicieron a tiempo.
  • El hambre espía en la casa de los pobres, pero si la habitan personas trabajadoras, no se atreve a entrar.
  • Manos callosas, manos honrosas.

 

La Paz mundial

3.6 (72%) 5 votes

Hoy, todo mundo habla de la importancia de la paz y se desea la paz, pero pocos realmente trabajan por hacerla realidad. El fundamento de la verdadera paz inicia en un respeto absoluto por la dignidad del ser humano, por eso es necesario que cada persona sea educada para que conozca y aprecie su valor como persona, de tal modo que empiece por respetarse a sí misma y a tener un actuar verdaderamente humano.

Lic. Alfredo Pallares

Educador sinaloense, Doctor Honoris Causa de la Organización de las Américas para la Excelencia Académica.

Aprendí

2.8 (56%) 5 votes

De una forma positiva, aprendí que no importa lo que suceda, o  lo ruín que parezca el día de hoy, la vida continúa, y el mañana será mejor.

Aprendí que se puede conocer bien a una persona, por la  forma en que reacciona ante tres cosas:

Un día lluvioso, un equipaje perdido y las luces de un árbol de Navidad.

Aprendí que, no importa el tipo de relación que tengas con tus padres, sentirás su falta cuando ellos no estén.

Aprendí que la vida, a veces, nos da una segunda oportunidad.

Aprendí que si buscas la felicidad, te ilusionas; pero, si centras la atención en la  familia, en los amigos, en las necesidades de los demás, en el trabajo y en  intentar hacer lo mejor, la felicidad te encontrará.

Aprendí que siempre que decido algo con el corazón abierto, generalmente acierto.

Aprendí que cuando siento dolor, no necesito  ser un dolor para los demás.

Aprendí que diariamente necesito tocar a alguien.

A las personas les gusta un toque humano, sentir una mano amiga, recibir un abrazo afectuoso, o simplemente una palmada amistosa en la espalda.

Aprendí que aún tengo mucho que aprender.

Las personas se olvidarán de lo que dijiste…

Olvidarán lo que hiciste….

Pero  nunca olvidarán cómo las trataste.

Entrevista a Rita Levi-Montalcini – Neuróloga, PREMIO NOBEL DE MEDICINA

4.6 (91.43%) 7 votes

– ¿Cómo celebrará sus 100 años?

Ah, no sé si viviré, y además no me placen las celebraciones. ¡Lo que me interesa y me da placer es lo que hago cada día!

– ¿Y qué hace?

Trabajo para becar a niñas africanas para que estudien y prosperen ellas y sus países. Y sigo investigando, sigo  pensando…

– ¿No se jubila?

¡Jamás! ¡La jubilación está destruyendo cerebros! Mucha gente se jubila, y se abandona… Y eso mata su cerebro. Y enferma.

– ¿Y cómo anda su cerebro?

¡Igual que a mis 20 años! No noto diferencia en ilusiones ni en capacidad*. Mañana vuelo a un congreso médico…

– Pero algún límite genético habrá…

No. Mi cerebro pronto tendrá un siglo…, pero no conoce la senilidad. El cuerpo se me arruga, ¡pero no el  cerebro!

– ¿Cómo lo hace?

Gozamos de gran plasticidad neuronal: aunque mueran neuronas, las restantes se reorganizan para mantener las mismas funciones, ¡pero para ello se requiere estimularlas!

– Ayúdeme a hacerlo.

Mantén tu cerebro ilusionado, activo, hazlo funcionar, y nunca se degenerará.

– ¿Y viviré más años?

Vivirá mejor los años que viva, que eso es lo interesante. La clave es mantener curiosidades, empeños, tener pasiones…

– La suya fue la investigación científica…

Sí, y sigue siéndolo.

– Descubrió cómo crecen y se renuevan las células del sistema nervioso…

Sí, en 1942: lo llamé Nerve Growth Factor (NGF, Factor de Crecimiento Nervioso), y durante casi medio siglo estuvo en entredicho, ¡hasta que se reconoció su validez y en 1986 me dieron por ello el premio Nobel!

– ¿Cómo fue que una chica italiana de los años veinte se convirtió en neurocientífica?

Desde niña tuve el empeño de estudiar. Mi padre quería casarme, que fuese buena esposa, buena madre… Y yo me negué. Me planté y le confesé que quería estudiar…

– Qué disgusto para papá, ¿no?

Sí. Pero es que yo no tenía una infancia feliz: me sentía patito feo, tonta y poca cosa… Mis hermanos mayores eran muy brillantes, y yo me sentía inferior…

– Veo que convirtió eso en un estímulo…

Me estimuló también el ejemplo del médico Albert Schweitzer, que estaba en África para paliar la lepra. Deseé ayudar a  los que sufren, ¡ése era mi gran sueño…!

– Y lo ha hecho…, con su ciencia.

Y, hoy, ayudando a niñas de África para que estudien. Luchamos contra la enfermedad, sí, ¡pero todo mejorará si acaba la opresión de la mujer en esos países…!

– ¿Existen diferencias entre el cerebro del hombre y el de la mujer?

Sólo en las funciones cerebrales relacionadas con las emociones, vinculadas al sistema endocrino. Pero en cuanto a las funciones cognitivas, no hay diferencia alguna.

– ¿Por qué todavía hay pocas científicas?

¡No es así! ¡Muchos hallazgos científicos atribuidos a hombres los hicieron en verdad sus hermanas, esposas e hijas!

– ¿De veras?

No se admitía la inteligencia femenina, y la dejaban en la sombra. Hoy, felizmente, hay más mujeres que hombres en la investigación científica: ¡las herederas de Hipatia!

– La sabia alejandrina del siglo IV…

Ya no acabaremos asesinadas en la calle, como ella. Desde luego, el mundo ha mejorado algo…

– Nadie ha intentado asesinarla a usted…

Durante el fascismo, Mussolini quiso imitar a Hitler en la persecución de judíos…, y tuve que ocultarme por un tiempo. Pero no dejé de investigar:

monté mi laboratorio en mi dormitorio… ¡y descubrí la apoptosis, que es la muerte programada de las células!

– ¿Por qué hay tan alto porcentaje de judíos entre científicos e intelectuales?

La exclusión fomentó entre los judíos los trabajos intelectivos: pueden prohibírtelo todo, ¡pero no que pienses! Y es cierto que hay muchos judíos entre los premios Nobel…

– ¿Cómo se explica usted la locura nazi?

Hitler y Mussolini supieron hablar a las masas, en las que siempre predomina el cerebro emocional sobre el intelectual. ¡Manejaron emociones, no razones!*

– ¿La ideología es emoción, es sinrazón?

La razón es hija de la imperfección. En los invertebrados todo está  programado: son perfectos. ¡Nosotros, no! Y, al ser  imperfectos, hemos recurrido a la razón, a los valores éticos: ¡discernir entre el bien y el mal es el más alto grado de la evolución darwiniana!

– ¿Nunca se ha casado, no ha tenido hijos?

No. Entré en la jungla del sistema nervioso ¡y quedé tan fascinada por su belleza que decidí dedicarle todo mi tiempo, mi vida!

– ¿Lograremos un día curar el alzheimer, el parkinson, la demencia senil…?

Curar… Lo que lograremos será frenar, retrasar, minimizar todas esas enfermedades.

– ¿Cuál es hoy su gran sueño?

Que un día logremos utilizar al máximo la capacidad cognitiva de nuestros cerebros.

– ¿Qué ha sido lo mejor de su vida?

Ayudar a los demás.

– ¿Qué haría hoy si tuviese 20 años?

¡Pero si estoy haciéndolo! Ayudo a otros a ayudarse a sí mismos.